#Recyclator meets Reparator 😎


Cada vez estamos más rodeados de tecnología y cada vez sabemos menos cómo funciona esa tecnología. Y para más inri, los fabricantes tampoco se esfuerzan en que su vida útil mejore. Resultado: toneladas de residuos tecnológicos, despilfarro económico y de recursos naturales. Parece el comienzo de una peli de terror apocalíptica.

Por suerte, tenemos alternativas para combatir el embrollo. Sólo hay que ponerse en modo receptivo porque las hay por todas partes. Y la Festa de la Reparació de la que te hablé hace unos días, es una buenísima forma de iniciarse.


Me acerqué a la última edición organizada por Andròmines cargada de expectativas. El plan era llevar tus trastos electrónicos estropeados, para aprender a repararlos con un técnico especialista.

Sólo te diré que todavía sigo exaltada. Tanto, que he preparado esta crónica para que te animes a participar en la siguiente. ¡Menudo chute de empoderamiento!



Aquí, que somos tanto de autoproducir, ahora resulta que también sabemos autoreparar la mayoría de los dispositivos que usamos en casa. Atreverse a abrirlos, a observar y a repararlos, es parte de la solución a la maldita obsolescencia planificada.

Antes, las cosas se estropeaban porque se degradaba el material. Y ahora ¿Cuánto duran las impresoras/tostadoras/móviles y cuánto tiempo aguantaron los primeros que tuviste? Da que pensar.

Por eso precisamente el mantra de la casa es #MásHaceryMenosComprar, por eso defiendo el DIY como una forma de activismo ✊.

Te dejo con varios tips extra que no aparecen en el vídeo de la crónica:

  • Usa siempre paños que no dejen pelos para limpiar.
  • A veces un trozo de cartón da grueso a una tecla o botón que no hace clic, y vuelve a funcionar.
  • El 90% de las averías se deben a que cable o el interruptor se han estropeado. Aquí puedes ver cómo se montan, y de paso fabricarte una lamparita reciclada de origami.
  • Los móviles ultrafinos conllevan por fuerza una poca reparabilidad. Prima que sean finos y toca eliminar tornillos o piezas desmontables.
  • ¿Te habías planteado alguna vez que en función de cómo compres estarás favoreciendo la reducción de futuros residuos? Los reparadores de primer dan, se fijan en si el objeto se podrá abrir en caso de que se estropee, para poder arreglarlo.

Nota mental: necesito uno de estos en mi vida.

Esto debe ser sólo un 20-30% de lo que vivimos en la Festa de la Reparació. ¿Quieres tener la versión completa? Pues repiten:
  • El Sábado 2 de Diciembre a las 11h en el Centre Cívic el Coll. Puedes reservar plaza gratuita llamando al 932 5677
  • O el 16 de Diciembre a las 11h en el Casal de Barri Espai 210, con su ESPECIAL INFANTIL - ROBOTS RECICLADOS!!!! (al que pinta que también me colaré)

Ataca 💪

Marta
Más historias en la galería de DIY'sFacebook e Instagram
SUSCRÍBETE

No hay comentarios :

Publicar un comentario