Ventanas decoradas para esta Navidad


Estás a sólo tres pasos de conseguir esta monería para tus ventanas. Seguramente habrás detectado que los cristales decorados son tendencia absoluta. En escaparates, en eventos, en Instagram…. ¿Por qué no introducirlos en la deco de tu casa esta Navidad?

El puntito de decoración navideña discreta y actual, que podrás mantener cuando pasen las fiestas. Y además, sin necesidad de tener habilidad o experiencia alguna dibujando.

Se trata de un proyecto súper agradecido porque queda bien a la primera, gracias a que se trabaja con plantilla. ¿Te apuntas? Vamos con el tutorial.



Necesitarás:

  • Esta plantilla impresa en una hoja autoadhesiva.
  • Un bisturí o un cúter y una superficie de corte.
  • Las témperas en barra window de PLAYCOLOR. 

De hecho es la segunda vez que trabajo con este formato de pintura tempera sólida, en este caso especial para cristales. En Carnaval estampé un diseño mexicano en una camiseta con la gama textil y sigue intacta.

Paisanos catalanes, valencianos y mallorquines, en las Abacus las tienen. Y para el resto, en EL CORTE INGLÉS o vuestra papelería o tienda de bellas artes habitual 😉


Empieza vaciando la plantilla a cúter.

Con esta me tiré media hora larga vaciándola. Así que si prefieres una opción más rápida, date una vuelta por la carpeta de Pinterest donde recopilo plantillas. ¡Te entrarán ganas de usarlas todas!



Cuando hayas vaciado la plantilla por completo, retira la parte posterior del papel con mucho cuidado.



Pósala sobre el cristal y presiona todas las zonas con cortes para que quede perfectamente adherida. ¡Hinca bien el dedo! Así conseguirás un estarcido nítido.


Repasa los huecos de la plantilla con el color que más te apetezca. Otra idea sería combinar varios colores para que el motivo quedase más llamativo.

Estas barras de pintura cubren a la primera, ¡verás qué rápido acabas!



Si quieres alargar el hilo del que cuelga el rosetón, traza una línea hasta el marco de la ventana o puerta. Lo puedes hacer a mano alzada apoyando de lado la barra de pintura, o delimitando con cinta de carrocero.



Y para acabar, el momento más deseado, retira la plantilla. Te irá muy bien ayudarte de un cúter para retirar el papel que quede adherido.

Y también, calentar un poco la zona con un secador. Así el adhesivo que lleva el papel se ablandará y saldrá limpiamente.



Et voilà! Maravíllate con tu obra 😊



El rosetón es navideño, pero al haberlo pintado con blanco se ve más atemporal.





Y a medida que caen las luces, va resaltando más.

Lo bueno es que podrás retirar lo que hayas pintado, frotando con un trapo húmedo. Es más, para asegurarme antes de empezar, pinté un motivo a mano alzada en la puerta del estudio.




¡Detallitos DIY fáciles que hacen muy feliz!

Venga, y ahora tu turno. Activa tu modo #craftmas , tunea tus ventanas ¡Te gustará!

Marta
Más historias en la galería de DIY'sFacebook e Instagram
SUSCRÍBETE